El pasado lunes 28 de febrero nuestro compañero Enrique Revilla participó en el segundo Encuentro de la Cooperación Internacional Descentralizada de los Municipios Madrileños para profundizar en los nuevos retos y oportunidades del trabajo en red.

Una cita que fue organizado por la Alianza de Municipios del Sur de Madrid por los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), compuesta por las cinco grandes ciudades del sur de la Comunidad de Madrid: Alcorcón, Fuenlabrada, Getafe, Leganés y Parla; que nació en 2017 con el objetivo de fortalecer y coordinar las políticas municipales de cooperación, fomentando acciones conjuntas de ayuda humanitaria y cooperación al desarrollo con otros países, en la línea marcada por la Agenda 2030.

La jornada tuvo lugar de forma online y contó con la participación de 34 personas, 18 de ellas concejales y responsables de cooperación de los Ayuntamientos, así como con representantes de diversas ONG y la Coordinadora regional de ONGD. Contando con la participación desatacada de Cristina Moreno (Secretaria General de la Federación Madrileña de Municipios – FMM), Francisca Mora (Presidenta de la Comisión de Bienestar Social, Cooperación y Familia de la FMM), Mercedes Sánchez (Subdirectora de Internacional y Cooperación de la Federación Española de Municipios y Provincias – FEMP), Enrique del Olmo (Secretario General del Instituto de Cooperación Internacional para el Desarrollo Municipal -INCIDEM) y Sonsoles García (Presidenta de la Red de ONGDS de Madrid).

Una estupenda ocasión que aprovechamos para analizar colectivamente el Anteproyecto de Ley de Cooperación para el Desarrollo Sostenible y la Solidaridad Global y revisar la situación actual y futura de la cooperación descentralizada de los municipios madrileños, evidenciando tristemente que vamos a la cola. Finalizando con la elaboración de una propuesta de agenda de trabajo conjunto.

Conclusiones

En resumen, consideramos que es un freno a nuestro trabajo que la Comunidad de Madrid aún no tenga un Fondo Madrileño de Solidaridad para la Cooperación, como sí tienen otras comunidades autónomas y que ayudaría a formar alianzas entre los municipios madrileños para poder cooperar mejor.

La realidad es que los ayuntamientos de Madrid apenas cuentan con técnicos especializados en cooperación en las estructuras municipales y que los ayuntamientos pequeños, de menos de 5.000 habitantes, no pueden ir solos en las acciones de cooperación ni comprometerse más con la Agenda 2030. Lo cierto es que, ahora mismo, el valor añadido de la Cooperación Descentralizada no se está aprovechando en la región.

Respecto a la alineación de políticas de Desarrollo Sostenible, vimos que la Cooperación Internacional no debe quedar al margen y debe de incluirse especialmente a nivel municipal.

Poniendo la mirada al futuro, vimos que el Proyecto de Ley de Cooperación Estatal de la Agencia Española de Cooperación producirá una reforma de gran calado y potenciará la cooperación descentralizada, actualmente con limitaciones legales competenciales.

Con todo, concluimos con el convencimiento de debemos seguir celebrando este tipo de encuentros para coordinar las acciones de cooperación descentralizada. Así como la importancia de que la FMM y la Red de ONGD sigan haciendo incidencia ante la Comunidad de Madrid y el Ayuntamiento de Madrid para lograr su mayor implicación en la cooperación internacional.