Somos Maite, Guille, Isabel, Marga y Jesús, y eso hicimos en noviembre, cerrar la maleta y volar a Guatemala como lanzadera de un proyecto de cooperación que apoya medicusmundi NAM con 19 personas voluntarias de Navarra, profesionales de salud, y con 3 técnicas de la asociación.

Fuimos con muchas ganas de conocer, escuchar e interactuar, con los ojos y los oídos bien abiertos y el corazón al descubierto.

Hallamos una tierra hermosa, gente amable y acogedora, profesionales de salud con alta implicación y un potente equipo de trabajo del Instituto de Salud Incluyente (ISIS) que colabora con medicusmundi desde hace años y cuyo director, Juan Carlos Verdugo, es el representante de medicusmundi en este país centroamericano.

Pusimos muchas ganas, nuestra alegría, nuestra experiencia y todo lo que sabemos, con la fuerza que da el dejar aquí tanta gente implicada y encontrar allí tan excelente recepción.

Cerrar la maleta y volar a Guatemala

Nos hemos traído mucha información, vivencias valiosas y enriquecedoras, mucha energía para continuar con el proyecto y la percepción de haber tejido vínculos y redes.

Se trata de un proyecto de cooperación técnica centrado en la mejora de la atención primaria de salud en el Departamento de Sololá de Guatemala y especialmente de las capacidades resolutivas de sus profesionales.

El proyecto cuenta con la financiación del Gobierno de Navarra y se realiza en colaboración con el Instituto de Salud Incluyente de Guatemala, que apoya al Ministerio de Salud en este país.

Sololá: una naturaleza viva

Sololá tiene menos habitantes que Navarra, pero una densidad de población mucho mayor que vive en 507 lugares poblados, “comunidades” como ellos muy acertadamente les llaman.

Goza de una gran riqueza lingüística y cultural maya, con tres etnias e idiomas predominantes: Kaqchikel, K’iche’ y Tz’utujil y el 96% población maya.

Y de una gran riqueza natural. Recorrimos una de sus impresionantes bellezas “el Lago de Atitlán” que está rodeado por 3 volcanes: Tolimán, Atitlán y San Pedro. La naturaleza, desde la cosmovisión maya, integra como un todo, en igualdad y armonía, a la tierra, las montañas, los árboles, los pájaros, el fuego, el agua, las lagunas y las personas.

En relación con las personas, el Área de Sololá tienen un índice de pobreza del 85%, un 18% de analfabetismo, el 3º puesto más bajo del país en el Índice de Desarrollo Humano y una acumulación de enfermedades infecciosas, enfermedades crónicas, desastres naturales y violencias.

El sistema público de salud: mejora en orientación, pero poca inversión

Al día siguiente de nuestra llegada, tras nuestro primer madrugón (no sería el último), partimos a las 5 de la mañana para Guineales, uno de los dos distritos de salud que visitamos, siempre de la mano de ISIS y de las directoras de distrito, en este caso, Silvia Rodríguez.

A lo largo de nuestro viaje recorrimos centros de diferentes niveles (tres puestos de salud, dos centros de atención permanente y el hospital departamental) y entendimos sus funciones dentro del sistema de salud. Participamos en diferentes talleres y sesiones de trabajo con profesionales de base, personal técnico del Área de Salud de Sololá, el Ministerio de Sanidad, la Mesa de Medicina familiar y el propio Instituto de Salud Incluyente.

Cerrar la maleta y volar a Guatemala

Hablamos en nuestras visitas con auxiliares de clínica y enfermeras, claves para atender los puestos de salud, el primer nivel de atención, así como con profesionales de medicina y otros de apoyo como técnicos de salud rural, trabajo social, psicología, nutricionistas etc. Saludamos también a las comadronas mayas que trabajan en las comunidades y se coordinan con el personal del puesto de salud.

Es un sistema público de salud que atiende principalmente a población de escasos recursos, muy centrado en la demanda, en el embarazo, parto y el o la recién nacida, con poca atención a los problemas crónicos, escaso seguimiento, medios muy básicos y poco presupuesto.

Cerrar la maleta y volar a Guatemala

El aj´quij: contador del tiempo y los proyectos mayas

El sistema público de salud se plantea la necesidad de coordinación con el sistema tradicional de terapeutas Maya, y es por eso que visitamos al Tat Domingo, un contador del tiempo, guardián del calendario maya, un sacerdote maya.

Cerrar la maleta y volar a Guatemala

Nos contó que el conocimiento maya plantea un sistema de sanación basado en temas energéticos, la atención a los dones que da la vida a cada persona, el agua como activadora del sistema circulatorio, la depuración del sistema digestivo y el fuego purificador. Nos habló de las propiedades terapéuticas de las plantas que utilizan. Participamos con él en una ceremonia maya en un bosque sagrado, que frente al fuego, nos proporcionó un clima especial y una emoción difícil de explicar.

Visitamos algunas experiencias de recuperación de formas de cultivo tradicionales, más sostenibles y más adecuadas para la nutrición de personas y animales en el medio rural.

Comprendernos mejor para poder mejorar

En este viaje hemos podido entender mejor el contexto y realidad que queremos apoyar: la Atención Primaria de Salud en Guatemala.

Con todas las vivencias y aprendizajes que hemos traído, nos toca ahora compartirlas con el equipo de personas voluntarias implicadas en el proyecto. El objetivo es que entre todas, consigamos comprender cómo funciona el sistema de salud en el Departamento de Sololá y encontremos la mejor manera de apoyar a sus profesionales para reforzarlo, partiendo de la experiencia y el conocimiento adquirido por todo el equipo en su práctica diaria en el sistema navarro de salud.

Proyecto de Asistencia Técnica Guatemala-Navarra.