¡Los Grupos de Acción Social de Navarra están de vuelta! Bueno, en realidad nunca nos fuimos, y a pesar de las complicaciones que han surgido por la pandemia, hemos arrancado este nuevo curso con muchísima energía. Y además, ¡estrenando local! Tenemos tantas cosas que contaros…

Vamos poco a poco. Desde comienzos de septiembre los Grupos de Acción Social de segundo año se empezaron a reunir en la calle, aprovechando el buen tiempo, y cerca de 25 personas divididas en dos grupos comenzaban a trabajar en torno a los dos temas elegidos por las jóvenes: el cambio climático y los movimientos migratorios. Por supuesto, no nos olvidamos de las mascarillas, la distancia, el gel hidroalcohólico… ¡Ya es parte de nuestro ritual diario!

Uno de los grupos está trabajando en una exposición, que pronto podremos enseñaros y que profundiza en los efectos de la globalización y el capitalismo en el cambio climático, y sus consecuencias sobre el medio ambiente y la vida de las personas. El otro grupo, decidido a investigar y conocer más sobre los movimientos migratorios, se ha acercado a la realidad de Libia, del Sahel, de Lesbos, de la frontera sur de España… En el proceso tuvimos además la oportunidad de contar con la sabiduría del fotoperiodista Pablo Tosco, que accedió a compartir con los y las jóvenes sus vivencias en países africanos en conflicto, y nos mostró algunos testimonios de las muchas personas que sufren sus consecuencias. ¡Muchísimas gracias, Pablo!

Se iba acercando el frío y la lluvia, y además se restringieron las reuniones al aire libre, así que urgía encontrar un espacio donde poder reunirnos. Habitualmente, como sabéis, nos juntábamos en los centros escolares, pero este curso, por la situación especial que estamos viviendo, se cierran por la tarde. Nos volvimos locos para encontrar un lugar amplio donde poder juntarnos respetando las distancias, el aforo, y con una adecuada ventilación, pero al final lo encontramos. ¡Y en el centro de Pamplona! Es precioso, pero sobre todo, es idóneo para poder realizar la actividad con total seguridad.

Así que, estrenando local, a principios de noviembre pudimos empezar los grupos nuevos. Cerca de 80 personas se han incorporado a los Grupos de Acción Social y han comenzado una nueva aventura que, este año más que nunca, no tenemos del todo claro a dónde nos llevará, pero que sin duda servirá para demostrar que los y las jóvenes tenemos mucho que aportar para conseguir un mundo más justo para todas las personas.

Esta Navidad no tendremos el habitual campamento de invierno, pero empezaremos el año con nuevas noticias que contaros. ¡Nos vemos!