Este año estamos de aniversario. Hace 40 años que en la ciudad de Alma Ata, en el actual Kazajistán, se formulaba una declaración que sentó las bases de la Atención Primaria de Salud y que fue una respuesta a la “necesidad de una acción urgente por parte de todos los gobiernos, de todo el personal de salud y de desarrollo y de la comunidad mundial para proteger y promover la salud de todos los pueblos del mundo”.

Casi medio siglo después, otra ciudad kazaja, Astaná, acogerá un nuevo encuentro mundial con el que se pretende fortalecer la Atención Primaria de Salud para lograr la Cobertura Universal de Salud y los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

La cuestión es ¿cómo lo conseguiremos? Como en casi todo en la vida, se pueden seguir muchos caminos para llegar al mismo objetivo. En medicusmundi NAM damos mucha importancia no solo a los resultados, sino también al proceso que seguimos para llegar a ellos, por eso, estamos plenamente de acuerdo con esta propuesta: centrar la medicina en la persona.

Suena bien, ¿verdad? Pues de eso han estado hablando más de un centenar de participantes de 12 países de América Latina y Europa hace unos días en La Paz (Bolivia), en una jornada en la que medicusmundi NAM hemos participado para contar nuestra experiencia apoyando a los ministerios de salud de Bolivia, El Salvador, Guatemala y Perú.

De este encuentro ha nacido la Declaración de La Paz, que recoge planteamientos del trabajo de medicusmundi NAM en general y más en concreto en los países antes mencionados. En ellos, acompañamos procesos que abren el foco a otras formas de entender la salud para que el sistema público sea capaz de reconocer, aceptar, comprender y promover otros modelos de salud, como el maya, el popular o los autocuidados.

Destacamos aquí algunas de las ideas clave de la declaración, que tienes completa al final del artículo por si quieres saber más:

Compromiso con los principios de la Conferencia Internacional de Atención Primaria de Salud celebrada en Alma Ata en 1978 y con los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Promover en Latinoamérica el desarrollo de una medicina que considera a la persona y la comunidad como centro de la salud y como metas de las acciones de salud.

Promover en Latinoamérica la atención primaria y el acceso universal a la salud consistentes con sus tradiciones y saberes.

Promover en Latinoamérica el desarrollo de una Salud Pública centrada en las personas, las familias y la comunidad.

Y es que, le podemos poner nombres diferentes dependiendo de donde pongamos el acento, como SAFCI, MIS o MAIS-BFC, por ejemplo, pero al final todo se resume en esta frase que tan bien suena: medicina centrada en la persona.

DECLARACIÓN DE LA PAZ 2018 – ATENCIÓN PRIMARIA CENTRADA EN LA PERSONA